viernes, 20 de febrero de 2015

Filosofía del Yoga: "Ayudar a Otros"

Esta es la mirada del Karma Yoga que nos enseña la peculiar relación entre bienestar personal y acción desinteresada.



Cuando actuamos con la actitud interna de beneficiar a otros, sin esperar nada a cambio, ni siquiera que nos lo agradezcan, ocurre un cambio dentro nuestro que nos hace instantáneamente sentirnos mejor.

En la acción desinteresada sucede una “suspensión del ego”, dejamos por un instante de pensar en nosotros mismos, en nuestros deseos, en nuestras carencias, etc. y entonces nos ubicamos en un espacio más amplio y esencial de ser. Se produce un movimiento energético que va hacia el otro u otros, abriendo el encapsulamiento que genera el ego.

Si el ego se suspende, adviene mayor bienestar. El ego es el causante de nuestros padecimientos, por lo tanto si lo olvidamos por unos momentos, su enfermedad también deja de afectarnos momentáneamente.

Así es que cuando usted se sienta mal, triste, deprimido, desesperanzado, piense a quién podría ayudar … no tiene por qué ser una gran ayuda, puede ser algo pequeño, quizás sólo llamar a alguien que está enfermo o solo, o en la calle ser más amable con quien se le cruza por delante … algo tan simple puede provocar un cambio instantáneo de un estado de ánimo “negativo” a uno más positivo.


Aunque este tipo de acción esté iniciada por una motivación egoísta -sentirse uno mismo mejor- ocurre de todas maneras un movimiento que abre el ego y lo conecta a usted con los otros que también son usted. Asimismo, es un entrenamiento en pensar y actuar para beneficio de otros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario